Signo Acuario: nacidos el 4 de Febrero

Las personas que nacieron el 4 de febrero procuran pasar desapercibidas, si bien, por mucho que lo intenten, siempre destacarán de un modo u otro. Tienen la capacidad de deslumbrar a los demás con su pensamiento original y sus destellos de lucidez mental. Es posible que sus métodos no siempre sean del todo ortodoxos, pero sus procesos mentales son invariablemente originales y sus técnicas para resolver problemas siempre efectivas.

Aunque las personas nacidas en esta fecha son muy admiradas por su sinceridad, disciplina y capacidad de trabajo, la lógica que motiva sus pensamientos y sus actos a menudo resulta incomprensible, tanto para los demás como para sí mismas.

Su velocidad mental y su energía desbordante pueden agotar a cualquiera, y posiblemente descubrirán que esto antes desconcierta que deslumbra a su entorno. Sentirse diferentes o fuera de contexto puede derivar en sentimientos de inseguridad y confusión.

Es por ello que en ocasiones optarán por adaptarse a las circunstancias y tratar de pasar inadvertidas, fundamentalmente para no sentirse solas. Esto constituye un error, porque nunca deberían ganarse la admiración de los demás reprimiendo su máxima fortaleza: la originalidad.

Las personas nacidas en esta fecha a menudo se sienten diferentes, aunque también es cierto que son más felices y se muestran más deslumbrantes cuando son fieles a sí mismas y no traicionan su naturaleza. Dado que su cabeza siempre es un hervidero de ideas, suelen prestar muy poca atención a sus emociones, siendo así que analizar sus sentimientos les supone un gran desgaste.

Como resultado de ello, pueden ser muy duras consigo mismas, exigiéndose más que a cualquiera otra persona. También pueden ser impacientes e impulsivas sin pensar en el impacto que sus acciones pueden tener sobre los demás y sobre ellas mismas.

Afortunadamente, entre los dieciséis y los cuarenta y cinco años de edad, en su camino encuentran oportunidades para adquirir una mayor conciencia de sus emociones. Cumplidos los cuarenta y cinco, su vida experimenta otro giro del que resurgen siendo más atrevidas, asertivas y aceptándose mejor.

Si los nacidos el 4 de febrero logran entender que los demás les respetarán y admirarán en la medida en que sean fieles a sí mismos, estos individuos serán capaces de hacer aportaciones muy valiosas e innovadoras tanto en el ámbito profesional como en el personal.

A favor: Imaginativos, poco convencionales, sinceros
En contra: Reservados, confundidos, inestables.

Volver a Signo Acuario