El amante Escorpio

La mujer Escorpio como amante

Decir que las pasiones que experimenta la mujer Escorpio son devoradoras no constituye una metáfora exagerada. Realmente siente el deseo de devorar a sus amantes para no dejarles la más mínima posibilidad de caer en otros brazos que no sean los suyos. Todo lo que hace, lo hace con intensidad y pasión y es capaz de saborear tanto una noche de amor como un acto de venganza. Es la más sensual del zodíaco y le gusta experimentar de todo. Su fuerte pasión exige un compañero acorde porque siempre está dispuesta a gozar.
Es absolutamente desinhibida y desfachatada, le gusta dominar en el lecho y, si su compañero no responde a sus requerimientos, no se ofende ni titubea, arremete hasta lograrlo. Cuando conoce todo del otro y sus acciones se le vuelven previsibles, pierde interés.

El hombre Escorpio como amante

La reserva es una de sus mayores virtudes, por lo que la amante que pase por la cama de un hombre Escorpio puede estar segura de que él jamás alardeará ante nadie de haberla conquistado.
Casi siempre mantendrá la relación en secreto.
Su deseo de posesión absoluta es tan voraz que, si pudiera, privaría a su querida de todo contacto con el mundo.
Es casi animal para hacer el amor, siempre logra satisfacer a su compañera. Es insaciable y no necesita de juegos previos para alcanzar el placer.
No sabe de caricias tiernas ni de atenciones y está convencido de que tomar a una mujer por asalto es la mejor manera de hacerla gozar. Necesita que su amante se reserve una zona de misterio que le permita tejer sus afiebradas fantasías, porque la imaginación es el motor de su insaciable deseo.

Signo Escorpio

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *